Palabras de rededicación del obispo emérito Rodimer